Estudiar desde casa: 5 consejos para sacarle mayor provecho al estudio

Con los tiempos que corren, una de las prioridades máximas de las sociedades actuales es la preparación. Una preparación constante y que vaya mucho más allá de los contenidos académicos, o del hecho de obtener una titulación universitaria.
Hoy en día son muchas las plataformas que ofrecen, vía internet, métodos y carreras enteras para ser estudiadas fácilmente y desde casa. Pero, son muchas más las personas que tienen ganas de apuntarse a algunas de estas clases, y comenzar a aprender sin ningún tipo de ruido, totalmente desde casa.
Sin embargo, no es oro todo lo que reluce, y es necesario contar con estos cinco consejos.
Planificar
La planificación lo es todo, y no es algo que ataña exclusivamente al estudio. Pero, en el hecho de estudiar desde casa, la labor de planificación debe duplicarse en cuanto a su importancia. Y es que, el simple hecho de no tener un profesor que te ordene qué hacer, evitará muchas veces que tengas un plan de estudio concreto.
En la mayoría de las plataformas online, estudias a tu tiempo y en tu espacio. Muchas veces, esto conlleva a la mayor desventaja, ya que produce estancamiento. Un estancamiento que, a su vez, se produce por no tener una planificación.
Encontrar un método
Luego que tienes una planificación acerca de cómo vas a abordar todos los conocimientos, a fin de sacarle el mayor provecho, ha llegado la hora de encontrar el método de estudio con el que te sientes mejor.
No sólo en cantidad de horas, que lo veremos a continuación, sino, más bien, en la manera o en las formas en que trabajas en tu aprendizaje y formación. Existen muchos, y de seguro encontrarás el que mejor vaya contigo.
Dedicarle un tiempo
Una vez hayas encontrado el método, te resultará extremadamente fácil descubrir cuánto tiempo necesitas, diaria o semanalmente, para manejar todos los contenidos y aprovecharlos con suficiencia.
Por norma general, es lo lógico y normal que se estudie en torno a los 60 minutos diarios, todos los días, con algunas sesiones extraordinarias al menos 2 veces al mes (de 120 o 180 minutos en un día, por ejemplo).
Encontrar el espacio
Para estudiar de la mejor manera posible, es necesario que dentro de tu hogar tengas un espacio que puedas destinar exclusivamente para el estudio.
Si bien se trata de educación en línea, y que todo se hace a través de una computadora, el pecado de coger una portátil y estudiar donde quieras es algo que no todos nos podemos permitir.
Para algunos, el espacio es un mantra que les ayuda a concentrarse, por lo que tener un lugar de la casa que te recuerde cuál es tu principal objetivo, es lo mejor que puedes hacer. No tiene que ser un gasto, sino más bien, un poco de arreglar aquí y retocar allá, y ya estará un lugarcito íntimo dedicado al estudio.
Concentración plena
Todo lo anterior te llevará al quinto consejo. La concentración.
No es fácil estudiar por internet. Sobre todo cuando en el mismo internet están Facebook, Twitter, Instagram, los amigos conectados, y muchísimas distracciones más.
Si logras encontrar un espacio, un tiempo y un método, encontrar la concentración plena para dedicarla a tus tareas no debería ser nunca un problema.

Páginas con las que puedes aprender y estudiar sin tener que salir de casa

Una de las cosas que más atrae a las personas de éxito es el aprendizaje. Ese deseo de superarse cada día en cuanto a conocimiento (y en cuanto a la calidad de los mismos) es algo que no tiene precio para esta clase de personas. ¿Eres uno de ellos? Pues, de seguro te interesará conocer algunas de las páginas ideales para aprender y estudiar sin tener que salir de casa, o de la oficina.

Es normal que tengamos poco tiempo disponible. Entre trabajo y tareas cotidianas se nos va gran parte del día, y pensar en salir de casa a un aula no es un plan que a muchos agrade. Sobre todo a los que superan los 25 años de edad.

Para esos, internet es una solución. Gracias a la masificación de los contenidos, y a la llegada del e-learning, es posible estudiar totalmente por internet, y de hecho en nuestro país hay universidades que trabajan íntegramente de esta manera.

Pero ahora hablaremos de páginas. Para hacer cursos y aprender nuevos conocimientos. Conocimientos que, además, podemos validar para nuestros currículos.

Proyecto Actívate de Google

Pensar en la empresa de nuestros sueños, a veces, es pensar en Google. Una empresa con un compromiso por el desarrollo que trasciende todo tipo de barreras.

Por eso, el proyecto Actívate de Google es uno de los mejores para estudiar en línea. La mayoría de sus contenidos están derivados de carreras como el marketing, el desarrollo web y la programación, pero de seguro que le encontrarás la vuelta fácilmente.

Lo mejor es que son contenidos totalmente verificables para los currículos, e incluso los puedes colocar con una insignia autorizada en tu página web o blog, si lo tienes.

Portal de Universia

No es una plataforma para estudiar, pero es un portal informativo donde encontrarás toda la información referente a cursos, carreras y previsiones académicas.

Todo de la mano de expertos que te ayudarán a escoger cuál es el camino que quieres tomar en tu formación.

Y lo mejor de todo es que tienen un concepto muy depurado del aprendizaje en línea, por lo que muchos de sus cursos recomendados pueden hacerse desde casa.

Duolingo

Es una de las plataformas más conocidas a nivel mundial en el aprendizaje de idiomas. Actualmente, es posible aprender catalán, inglés, francés, italiano, mandarín, polaco, portugués y hasta guaraní, por lo que sobran las alternativas.

El mundo cada vez se interrelacionará más, y el aprendizaje de idiomas puede ser una de las mejores inversiones que estés haciendo por tu futuro.

Como ves, aprender desde casa es una tarea bastante versátil. Por tanto, existen páginas para cada criterio de búsqueda.

Beneficios y contras de estudiar y aprender desde tu hogar

Estudiar desde casa es algo que está tan de moda como el running. Y lo mejor es que ambos cumplen con un propósito mayor: mantenernos y expandirnos en nuestras capacidades. En el caso del running, de la salud. En el caso del estudio desde casa, en la formación.

Si bien todo esto tiene sus ventajas, que para muchos son muy conocidas, también tiene muchos inconvenientes que deberás vencer si quieres tener éxito con este modelo de formación a distancia.

¿Estás preparado para conocer los beneficios y los inconvenientes?

Principales beneficios de estudiar desde casa

El simple hecho de estudiar desde casa significa que no tendrás que moverte de tu sitio habitual, por lo que conoces cada rincón y posiblemente encontrarás el lugar ideal para sentarte a estudiar.

También tendrás a la mano todo el equipo y mobiliario que necesites, desde pequeñas herramientas como un bolígrafo, hasta grandes como una impresora o una tableta.

Además de eso, el hecho de no salir de casa implica no gastar dinero en transporte, en combustible, ni gastar tiempo entre salir de casa y llegar al lugar de estudio. El tiempo consumido será, indiferentemente de la duración, el que te tomes en encender tu ordenador y abrir la página donde estás estudiando.

Además de esto, tendrás la ventaja de escoger tu tiempo de estudio, tu velocidad o intensidad de avance, y hasta los métodos para el aprendizaje, sin que nada de esto lo imponga ningún tutor académico.

Las desventajas del método

Hasta aquí todo parecerá de maravilla, pero lo cierto es que no todas las personas son aptas para esta metodología de estudio.

Una de las desventajas de estudiar desde casa es, precisamente, que estás en casa. Y las distracciones estarán por doquier. Desde el que llama por teléfono para preguntar si tienes ganar de comer un helado, hasta la nevera que siempre es la excusa perfecta para procrastinar.

Otra desventaja es que, ante la ausencia de un profesor, es posible que no encuentres ni el tiempo, ni el método ni el espacio para estudiar. Todo esto porque no tienes a nadie que te persiga por toda la casa para recordarte por qué debes estudiar, y para cuándo debes hacerlo.

Si bien son ventajas fuertes, y desventajas asumibles, todo esto puede llevarse por el  buen camino si cuentas con disciplina, constancia y mucha perseverancia. Porque apenas comiences, tendrás ganar de comerte el mundo. Pero luego tus ganas decaerán, y allí es donde debes recordar por qué te has inscrito en esta plataforma.